Información

¿Cómo debo alabar a mi hijo?

¿Cómo debo alabar a mi hijo?

El elogio es una excelente manera de motivar a su hijo o recompensarlo por su buen comportamiento. Sin embargo, demasiados elogios pueden crear una situación en la que su hijo espere elogios por cada actividad que realice o solo realice actividades que resulten en elogios. Un buen elogio es específico y está relacionado con el esfuerzo, no solo con el resultado.

Por ejemplo, si su hijo está aprendiendo a ir al baño, elogiarlo por las actividades específicas que hace con el control de esfínteres, incluso si no logra llegar al baño, puede aumentar su éxito con el entrenamiento para ir al baño. Declaraciones simples como, "Estoy muy orgulloso de que vinieras y me dijiste que tenías que ir al baño cuando sentías que salía la orina" pueden aumentar la cantidad de veces que tu hijo acudirá a ti cuando tenga que ir. Elogiar su esfuerzo - "Aprecio el hecho de que hayas ido al baño y te hayas bajado los pantalones tú solo" - ayuda a reforzar las actividades reales que están haciendo para permitir que suceda el entrenamiento para ir al baño.

Para los niños mayores, cuando estén participando en deportes y otras actividades, elogie su valentía por probar, elogie su esfuerzo como parte del equipo. Y aunque está bien elogiar el jonrón que lograron, poner mayor énfasis en su esfuerzo en lugar del resultado puede reforzar su comportamiento para tiempos futuros.

Ver el vídeo: Mi vida sin ti - Jesus Adrian Romero con Pecos Romero (Octubre 2020).